Meditación para la Décima Puerta

Siéntate en postura fácil, con la columna bien recta y la barbilla ligeramente hacia abajo. Coloca las manos en tu regazo, la mano derecha descansa sobre la izquierda y los pulgares se tocan. Enfoca tu mirada hacia arriba, a la coronilla, a la décima puerta. Mentalmente, vibra el mantra har har mientras metes el punto del ombligo. Sostén el punto del ombligo hacia adentro, lleva la punta de la lengua a presionar tu paladar y vibra mentalmente Mukande. Puedes escuchar el mantra Har Har Mukande de Paramjeet Singh & Kaur. Concéntrate profundamente y sumérgete en esta meditación con la que experimentas tu ilimitación. Siente que te expandes más allá del tiempo y del espacio hacia un reino de paz y gozo total.

Extraida del Kriya Cimiento para el Infinito con meditación para la Décima Puerta 

Ilustraciones de Guru Nam Kaur Khalsa